10 oct 2012

Avanzo dos pasos y retrocedo tres.

Sabes que tienes el enfoque claro, las mejores herramientas y aun así no lo consigues ¿qué pasa?

Como decía A. Robbins: Lo que pasa es que tienes una serie de conflictos internos que no te dejan avanzar.

“Quiero que mi cliente vea que tengo una buena capacidad resolutiva, pero cuando llama no le cojo la llamada enseguida. Es una cuestión de principios, quiero que vea que tengo éxito”

“Quiero una relación estable con compromiso a futuro, seria, sin embargo, necesito sentirme libre, salir por la noches sin dar explicaciones a nadie, despreocuparme”

“Quiero ayudar a que mis hijos escriban mejor, pero cuando llego a casa, prefiero desconectar de todos y relajarme”

 Tienes que resolver tus conflictos internos.  “Quiero esto, peroooooooo también quiero esto otro y esto otro y no sé que hacer.” Finalmente avanzo dos pasos y retrocedo 3.

¿En qué estas realmente comprometido, en descansar o en que tus hijos escriban mejor? ¿En que tus clientes vean que eres un tío/a de éxito o en que vean que eres resolutivo?

Decide en qué estas comprometido para conseguir lo que quieres HOY, y centra todos tus esfuerzos en ello. No inviertas ni un minuto en qué debería haber sido, sino en qué quiero HOY y cómo lo quiero tener HOY. Alinea tu vida y empieza a conseguir lo que deseas mejorar o cambiar HOY.

Laura Cantizano

Laura Cantizano es experta en psicología, motivación y conducta de vendedores, coach, investigadora y conferenciante.

2 comentarios en “Avanzo dos pasos y retrocedo tres.

  1. Me gusta lo que dices en el blog, pero sí me gustaría una mayor profundización en este aspecto. Creo que se ha quedado en la superficie un tema que considero muy importante.
    Porque, si bien hay que alinear tus pensamientos, tus metas y tus actos, está el eterno problema de tener que decidir, elegir. Y ya se sabe que cuando eliges una cosa decides no tomar otras.

    1. Estimado Raúl,

      Qué más puedo aportar que no hayas reflejado en tu mensaje.
      Este es tu mensaje “Porque, si bien hay que alinear tus pensamientos, tus metas y tus actos, está el eterno problema de tener que decidir, elegir. Y ya se sabe que cuando eliges una cosa decides no tomar otras.”

      Tu mismo has aportado una valiosa respuesta. Hay que elegir los pensamientos que te ayudan a conseguir tu meta. ¿Verdad que es simple?
      Y entonces, ¿Por qué no todo el mundo lo hace? Porque requiere compromiso y esfuerzo.

      Un abrazo
      Laura Cantizano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>